Lapacho

Gracias a los incas, ha llegado hasta nosotros el lapacho como una fuente llena de propiedades, sobre todo relajantes. La infusión extraída de la corteza marrón-rojiza del árbol de lapacho, es la bebida idónea para el fin de un día estresante de trabajo o para esos momentos en los que se nuestra rutina nos hace que seamos incapaces de desconectar. A día de hoy sabemos que la infusión de la corteza de lapacho tiene un alto contenido de importantes sustancias minerales que a su vez le hacen poseer un sabor ligeramente amargo y terroso.

Para preparar el lapacho, se vierte una cucharada de corteza en un litro de agua hirviendo y se deja hervir a fuego lento por un periodo de 5 minutos. Luego se retira del fuego y se deja reposar tapado durante 20 minutos. Se acostumbra beber a lo largo del día. El lapacho se puede endulzar a gusto con azúcar, stevia o miel.

Mostrando el único resultado

Pin It on Pinterest

Share This