Melisa

Melissa Officinalis

La Melisa, también conocida como citronela, toronjil, limoncillo o hierba limón, es una planta perenne de la familia de las labiadas. Sus hojas son dentadas y muy similares a las de la menta. El nombre de melisa viene del griego y significa abeja, pues sus flores (pequeñas y de color blanco, azuladas o rosadas) atraen a tal insecto. Puede alcanzar los 70 centímetros de altura.

La planta de la Melisa

La planta de la Melisa se cultiva en Europa oriental, crece en un clima templado, en suelos fértiles y con una relativa humedad. Ya era usada por sus propiedades digestivas en tiempo de la civilización griega y de los romanos. Para aprovechar sus propiedades se usan las hojas principalmente que se recogen durante todo el año y se dejan secar a la sombra.

Propiedades de la Melisa

Su principal propiedad es que es una planta que ayuda a relajarse, disminuir la ansiedad e incluso ideal para el insomnio. Ayuda a combatir el estrés de un modo muy eficaz tomada en infusión. También es útil en casos de nerviosismo físico como taquicardias, o espasmos musculares, así como retortijones de barriga por estado nervioso.

Menos conocida es su función digestiva. La melisa es una buena alternativa para realizar una mejor digestión. Además ayuda a combatir la aerofagia y vómitos. Su toma mejora la secreción biliar.

Puede usarse también para jaquecas, dolores de muelas u oídos.

Lo más curioso, y que mucha gente desconoce, es que esta planta es un tanto afrodisiaca para la mujer.

Truco con la Melisa

Ata un ramillete al cabecero de la cama para prevenir picaduras de mosquitos. En el caso de que te haya picado, úntala sobre la picadura para aliviar el picor. Si lo introduces en un mueble o armario lo perfumará sutilmente. También se emplea en cosmética y para preparar licores caseros. Mastica hojas de melisa, o haz gargaras con una tisana, para combatir el mal aliento o halitosis.

Uso en la cocina

La Melisa se puede usar en la cocina para aderezar ensaladas, sopas, carnes…

Precaución con la melisa

Es recomendable que no sea tomada por mujeres embarazadas o que estén en periodo de lactancia.

Pin It on Pinterest